Foto: Claudia Lavista, Victor Ruiz y Lola Lince. Artistas de la obra Entre Sueños y Flores


Por Argelia Villegas López

En el marco de su 25 aniversario, la compañía Delfos Danza Contemporánea, presenta este fin de semana su obra Entre Sueños y Flores, en el Centro Cultural “Los Talleres”, en Coyoacán, para así iniciar un viaje itinerante en el que durante un año visitarán varios estados presentando sus creaciones.

Desde su fundación, en 1992, la compañía apuesta por llevar a la escena dancística un lenguaje ecléctico, teatral, en el que la estética sea prioridad en su trabajo y enamore a las audiencias; ejemplo de esto es la obra Entre Sueños y Flores, montaje coreográfico de Víctor Manuel Ruíz, co–director artístico de Delfos Danza Contemporánea.

Respecto a la obra, Ruíz la define como “pinturas en movimiento”, y después de varios años el director retoma la obra, en esta ocasión con Claudia Lavista y Lola Lince, dos destacadas intérpretes de la danza contemporánea.

“Yo lo llamo cuadros que se mueven, eso es lo que van a ver con dos intérpretes increíbles. Es una obra que plantea diversos estados del cuerpo, de la mente, estados físicos, recorre una especie de laberinto y habla de la muerte”, detalló en entrevista el creador.

La dirección de la obra ha fluido muy bien gracias a la buena comunicación que ha tenido el director con las destacadas bailarinas.

“Más que retos ha sido muy divertido. Prácticamente la obra te va hablando sola, se vuelve autónoma. Al inicio sí fue difícil porque uno como creador te aferras un poco a tus formas o conceptos, entonces la idea fue romper justamente esos conceptos que tú tienes” dijo Ruíz.

Foto. Cortesía México es Cultura

Enamorados de la muerte

Tanto el director como las bailarinas coinciden en su apasionamiento por el tema de la muerte, que figura como tema central en la pieza.

“Casi siempre el tema en mis obras es la muerte. Siento que la muerte es un ejercicio y es una constante. Es como un ensayo, siempre estoy hablando de eso. En este caso son como fantasías, me gustaría que fuera así la muerte. Inclusive cuando bailo siento que estoy en un limbo, estoy muy feliz, entonces quisiera que la muerte fuera así”, refirió Ruíz al indicar que la muerte ha sido un motor de inspiración en su trabajo.

Entre Sueños y Flores, se enfoca en la muerte desde una visión poética e inspiradora que aporte a las audiencias una nueva forma de apreciar la temática.

“Quiero que el público vea algo que lo conmueva y que lo toque, que sienta amor por la muerte y no miedo” destacó su creador.

Claudia Lavista y Lola Lince son quienes interpretan este viaje visual repleto de fantasías mortuorias.

“También tengo un poco esa obsesión por la muerte, esta idea de romanticismo gótico. Lo que me preocupaba era cómo vamos a conciliar lenguajes, porque a Claudia la conocía pero nunca había tenido relación con ella como bailarinas”, expuso Lola Lince, bailarina y coreógrafa, una de las figuras más destacadas de la danza contemporánea en México.

Otro de los atractivos de la pieza es que quienes asistan también podrán disfrutar de un lenguaje corporal espontáneo y experimental que fue bien estructurado por el director.

“Me encantó que también que escapáramos de las convenciones, de los lenguajes contemporáneos. Y que de alguna manera pudiéramos explorar nuestras corporalidades desde otro lugar”, indicó Lince.

Para Claudia Lavista, la pieza refleja también la trayectoria de 30 años de trabajo conjunto que ha realizado con el director de Delfos.

“Yo llevo trabajando 30 años con Víctor, es como vivir con alguien todo un viaje. Para mí ha sido bien enriquecedor este entendimiento de cómo Lola asume la escena, lo corporal, asume lo filosófico dentro de lo corporal, entonces yo he podido observar, absorber y entender mucho de eso y he permitido que pase como un flujo que circula entre los tres”, explicó Lavista, también fundadora de la compañía.

Al igual que Lince y Ruíz, para Lavista, el tema mortuorio ha sido fundamental para la creación escénica que ofrecerá a la audiencia un nuevo reencuentro con su visión sobre la muerte.

“A mí también me obsesiona mucho el tema de la muerte, en la pieza se mezcla mucho la referencia externa que tienes del tema y la experiencia personal, con tu propia relación con la muerte o tus muertos, gente cercana a ti que ha muerto”, expuso la bailarina.

Entre sueños y flores arranca los festejos del 25 aniversario de la compañía Delfos, que decidió llevar su danza y creaciones por varios estados de México durante un año, para conmemorar su trabajo en la escena dancística.

Otro de los atractivos de la obra es que tras años de trabajo, la pieza se ha consolidado y fortalecido para transmitir una esencia más directa a las audiencias.

“La pieza se ha ido despojando de cosas que sobraban. Y ahorita trabajamos para que salga la esencia de la pieza para que se comunique con el público”, concluyó Lavista, al detallar el momento creativo al que la pieza ha llegado luego de que los tres artistas han trabajado durante dos años y medio en desarrollarla.

Entre sueños y flores tendrá solo dos funciones; mañana a las 20:00 horas y el sábado a las 19:00 horas en el Centro Cultural Los Talleres, ubicado en la calle de Francisco Sosa No. 29, en Coyoacán.

Sobre El Autor

Revista virtual de danza y disciplinas afines. El objetivo es ampliar la cultura de la danza en la población, creando un espacio para la expresión de distintas formas de pensamiento en el ámbito danza y que se reconozca el papel social de lo profesionales que lo ejercen.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.